«Descenso» (en sánscrito) de lo divino al mundo (humano, animal, vegetal, mineral). En el hinduismo, manifestaciones de Viṣṇu. No son encarnaciones (en el sentido cristiano).